Emprende

Los fraudes en línea han aumentado considerablemente en los últimos años. Aprende a cuidar más de tu información personal y financiera

El alto uso de Internet para hacer compras y transacciones en el último año, vino acompañado de nuevas y repotenciadas estrategias de robo por parte de delincuentes digitales. Según la División de Investigación de Delitos de Alta Tecnología (Divindat) de la Policía, entre enero y junio de 2020 se registraron 929 denuncias de fraudes en línea. El acumulado del registro de este tipo de delito en los dos últimos años alcanza los 1,928 casos.

En ese sentido, es importante que protejamos nuestros datos para cuidar de nuestra información personal y financiera. Aquí algunos consejos a tomar en cuenta:

Establece contraseñas seguras

Si bien muchas plataformas nos piden contraseñas seguras por defecto, procura que estas tengan siempre caracteres especiales, mayúsculas, minúsculas y números intercalados. Norton, software de seguridad, ofrece por ejemplo un generador de contraseñas seguras. Por otro lado, evita repetir contraseñas en distintas plataformas, pues no todas tienen el mismo nivel de seguridad. Además, evita usar cumpleaños o referencias personales en tus contraseñas.

No abras links sospechosos

El phishing es una de las prácticas más comunes y peligrosas del robo de datos. Esta suele presentarse mediante correos fraudulentos que pretenden pertenecer a una institución confiable para conseguir información importante como credenciales de acceso de algún servicio, el código de seguridad de la tarjeta de crédito, código PIN, u otro tipo de información personal. Si bien la forma más común del phishing son enlaces falsos, es posible que los correos incluyan archivos que comprometan el dispositivo con malware.

Realiza tus compras en plataformas oficiales

Hacer compras y pagos online es bastante sencillo, pero es importante mantenerse alerta a ciertos detalles. Verifica que las aplicaciones o páginas en las que realizas compras sean seguras. Si te resulta una web sospechosa, revisa la información que proporcionan como el domicilio fiscal de la empresa, los datos que recopilan de los usuarios y cuáles son sus políticas de pago y devolución. Esto te dará la seguridad de que estás realizando una compra segura.

Conexiones seguras de internet

Para evitar la exposición a un robo de información, es recomendable no utilizar fuentes de internet públicas. Es decir, en caso se encuentre un wifi público, es mejor no conectarse.

Estos consejos son importantes para evitar perder información importante y siempre mantenerse libre de riesgos cibernéticos cuando se esté utilizando tu computador u otros artefactos tecnológicos para trabajar. De esta manera, no habrá que preocuparse por sufrir robos de información o daños en documentos.

Los obsequios que resulten más creativos y estén fuertemente vinculados al negocio tendrán los mejores resultados, especialmente en canales nuevos como el delivery y el comercio electrónico, indicó Christian Aste, profesor de la Maestría en Marketing de ESAN.

Con los cambios que la pandemia ha supuesto para todo el proceso de compra, las estrategias de marketing se están reinventando y uno de los elementos más utilizados, el ‘merchandising’, también se ha vuelto más sofisticado. Según Christian Aste, profesor de la Maestría en Marketing de ESAN, estos artículos de regalo pueden convertirse en un medio de comunicación más para las marcas.

“El término se usa generalmente para hacer referencia a toda entrega de regalos y artículos que no tienen un costo y donde se suele poner el nombre de la marca con la intención de generar recordación. En una forma más sofisticada, es algo que puede hacer recordar los valores y el beneficio de la marca”, explicó.

Los ejemplos más comunes son los lapiceros con el nombre de la marca, los calendarios o las bolsas que tienen un efecto más visual. Sin embargo, Aste comentó que el impacto de estos objetos es mayor cuanto más se relacionan con el rubro del negocio en cuestión. Por ejemplo, entregarle a un médico una pequeña balanza o algo que pueda utilizar a diario.

Por la emergencia sanitaria hay artículos como el alcohol gel, los atomizadores o las mascarillas, que los clientes van a estar dispuestos a aceptar de parte de la marca, pero el especialista consideró que incluso estos objetos han pasado a ser convencionales por su amplio uso. Para tener un alcance mayor, recomendó apelar a productos disruptivos y creativos.

Nuevos puntos de venta

Antes de las restricciones sanitarias, cualquier evento o la visita a un punto de venta puede significar una oportunidad para entregar ‘merchandising’ a algún cliente. Con la mayoría de tiendas cerradas para la atención al público, se puede apuntar a canales como el comercio electrónico y el delivery.

“Lograr que el cliente lleve consigo el merchandising es bastante, pero, además, si se incluye un número de delivery o una página web, entonces, el ‘merchandising’ se convierte en un medio de comunicación más complejo donde no solo se muestra la marca, sino que se llama a la acción, dejando consignada una web para hacer el pedido”, precisa.

En todos los casos, el especialista recalcó que el ‘merchandising’ debe complementarse bien con una estrategia mayor de branding de marca y es mejor no manejarlo como una actividad aislada de las demás acciones de comunicación y publicidad.

Aunque la situación económica sea complicada para muchos negocios, recomendó que se siga invirtiendo en algunos artículos de ‘merchandising’, sobre todo en negocios que llegan al público objetivo, por su capacidad de reforzar la presencia de la marca en el sitio de venta.

Aprender de quienes ya labraron un camino en el mundo del emprendimiento es clave para lanzarse a hacerlo también. Conoce estos casos.

Perú es un país claramente emprendedor. Según el Índice de Espíritu Emprendedor elaborado por Ipsos, el 59% de peruanos inició un negocio en el pasado. Además, un 65% de peruanos conectados indica que es probable que inicie un nuevo negocio en los próximos dos años.

Si bien emprender no tiene fórmulas secretas ni pasos fijos a seguir, es importante aprender de la experiencia de otras personas que han recorrido ya este camino.

Aquí, algunos emprendedores latinoamericanos que han marcado la pauta en los últimos años:

Matías Schulz, CEO de ViewMind

El ingeniero industrial argentino encabeza el equipo que creó ViewMind, una startup que asumió el compromiso de diagnosticar el Alzheimer con diez años de antelación. Para ello, ViewMind hace uso de tecnología de rastreo ocular que permite realizar evaluaciones neurocognitivas y en 10 minutos y de manera automatizada y estandarizada, detectar desde el Deterioro Cognitivo Leve (DCL) hasta predecir el inicio de la enfermedad de Alzheimer. ViewMind ha adquirido ya múltiples premios a la innovación.

Mariana Costa, CEO y cofundadora de Laboratoria

Laboratoria ha alcanzado gran reconocimiento en los últimos años. Se trata de un emprendimiento social que forma a mujeres jóvenes con bajos recursos en países como Perú, México o Chile como programadoras y expertas en desarrollo web. Costa, con estudios en Relaciones Internacionales y Administración Pública y Desarrollo, ha logrado, de la mano del equipo de Laboratoria, formar a más de 1,800 mujeres. Mariana Costa ha sido premiada por el Instituto Tecnológico de Massachusetts como una de las personas más innovadoras menores a 35 años.

Ady Beitler, cofundador y CEO de Nilus

El uruguayo residente en Argentina lanzó Nilus, cuyo objetivo es poner la tecnología al servicio de la pobreza extrema. Este emprendimiento ganador del Virtual South Summit: LATAM Edition de 2020, busca crear mercados de alimentos asequibles y nutritivos para personas con bajos ingresos, ayudados por la tecnología, y hacer posible la transformación digital de esta industria mientras combaten el hambre y el desperdicio de comida.

Nicolás Knockaert y Benjamín Labra, Houm

Houm es una empresa chilena nacida en 2018, cuyo propósito es ofrecer una plataforma para el alquiler de viviendas de manera online rápida, fácil y segura para todos gracias a su proceso de análisis de crédito automatizado.  Este emprendimiento resultó ganador en la convocatoria Finance Forward Latam 2019 y logró conseguir una inversión de 1.3 millones de dólares en plena crisis sanitaria por el coronavirus.

Desde el web analytics hasta la experiencia del cliente, el marketing digital abarca una serie de aristas que debes conocer para tu negocio.

¡Emprendedor! Nada como continuar formándote en las distintas áreas de tu negocio para hacerlo crecer. Aquí te recomendamos una serie de libros de marketing digital que te ayudarán a tener mayores luces en este tema:

La Vaca Púrpura – Seth Godin

Godin destaca en sus páginas el trato que debes tener con tus clientes, hasta cómo diferenciarte de la competencia para posicionarse y transformar tu negocio. Este gurú del marketing comparte sus puntos de vista sobre la función de esta área de expertise en las organizaciones y las maneras en que nuestro producto se puede diferenciar en el mercado.

Jobs to be done: A Roadmap for Customer-Centered Innovation – Stephen Wunker, Jessica Wattman y David Farber

Estos tres autores centran al cliente como guía de innovación, pues mediante su conocimiento podemos tener claras sus necesidades y datos útiles que permitan generar nuevos productos que se les ajusten.

51 things your mother taught you about Inbound Marketing – Chad Pollitt

Pollitt explica qué haría una madre con todos los tips y conceptos sobre Inbound Marketing. Así, aclara dudas como la diferencia entre inbound y outbound, la definición de Content Marketing o las bondades de apoyarse en el SEO.

Growth Hacker Marketing – Ryan Holiday

Este texto apunta al cambio de mentalidad hacia los nuevos conceptos y estándares del marketing que ayuda a reflexionar la manera de trabajo que tienen las startups para alcanzar el éxito.

Holiday muestra cómo la nueva generación de mega marcas cómo Facebook, Dropbox, Airbnb y Twitter no gastan tiempo en el marketing tradicional, y en cambio desarrollaron el Growth Hacking que permite alcanzar más personas con menor presupuesto.

Web Analytics 2.0 – Avinash Kaushik

Kaushik es uno de los autores con mayor experiencia en esta área de análisis, que resulta vital para darle seguimiento y mejoría a nuestras comunicaciones públicas.

Este libro es considerado como una biblia del web analytics y podrás encontrar conceptos con ejemplos, anécdotas y curiosidades que harán la lectura enriquecedora y entretenida.

Tags:

Libros, Marketing digital

Las infracciones más comunes por parte de las empresas son el entregar el producto, o entregarlos defectuosos o incompletos

Las compras online se han dinamizado exponencialmente en el último año, debido a la necesidad de continuar ofreciendo productos y servicios durante la pandemia por COVID-19. Si bien se trata de una bondad para marcas y clientes, no siempre comprar a la distancia resulta una buena experiencia. Según un informe de Indecopi, 1.207 reclamos y reportes fueron realizados en relación al comercio electrónico a nivel nacional.

Este informe menciona que entre las infracciones al Código de Protección y Defensa del Consumidor más recurrentes se encuentran:

  • El proveedor no entregó el producto.
  • Los productos se encontraban defectuosos.
  • Las empresas entregaron productos incompletos.
  • No atendieron el cambio del producto.
  • No les reembolsaron el dinero pagado.
  • Cancelación o anulación sin previo aviso.

¿Cómo hacer un reclamo?

Si tuviste algún problema con una compra en línea y te comunicaste sin éxito con la empresa, o no te dieron una solución, el canal indicado para hacer tu reclamo es la web de Reclama Virtual de Indecopi. Se trata de una plataforma gratuita y virtual para resolver inconvenientes con tus compras.

 

Tras ingresar tu reclamo, Indecopi se contactará contigo para indicar el número de reclamo y el nombre del funcionario que se encargará de dar seguimiento a tu caso. En un día hábil tu caso será trasladado al proveedor o marca con la que realizaste la compra para realizar alguna conciliación entre ambas partes.

 

Para iniciar con el proceso de reclamo, deberás elegir la categoría del servicio sobre el que deseas presentar una queja. Estas son: Servicios bancarios y financieros, Transporte, Colegios y Otros. Esta última categoría es la que abarca las compras online.

 

En esta plataforma podrás ingresar documentos vinculados al reclamo y la solución que solicitas de la queja, ya sea la devolución de tu dinero, el cambio del producto u otro. Finalmente deberás indicar si el reclamo se está realizando a una empresa o persona natural con negocio. Para ello te solicitarán el RUC. Lo siguiente es esperar la respuesta por parte de Indecopi que se encargará de seguir tu caso.

 

En caso se encuentre responsabilidad en el proveedor, este puede recibir desde una amonestación hasta una multa de casi S/1,935,00 (450 UIT).

También impulsará la inclusión financiera, destaca especialista en finanzas

La cultura financiera es importante para entender acerca de los costos financieros de asumir una deuda, tema que nos acompañará en nuestras actividades personales o para administrar un negocio, afirma el profesor de la carrera de Administración y Finanzas de la Universidad ESAN, Edmundo Lizarzaburu.“Es importante entender los temas de tasas de interés y la morosidad, no solo para una etapa poscoronavirus sino como una constante”, manifestó. Considera que esta información debería incorporarse en la malla escolar, de tal modo que aseguremos de este conocimiento a las nuevas generaciones.  “Esto, sumado a mejorar el uso de los recursos, podría hacer más eficiente el gasto (lo básico) y determinar las necesidades de planeamiento en el muy corto plazo. Así, se lograría asegurar la inclusión financiera y reducción de la informalidad”, aseguró el experto en finanzas. 

Algunas recomendaciones 

Asimismo, Lizarzaburu brindó las siguientes recomendaciones para asegurar la sostenibilidad y una adecuada rotación, aspectos importantes en finanzas y economía: A nivel de crecimiento económico, dijo que es vital establecer planes buscando la integración y formalización, mejorar la rotación de productos y fomentar la empleabilidad con la capacitación. También comentó que debe haber consistencia en el cobro, buscando dar plazos acordes con la realidad de los clientes y que el ciclo productivo se mantenga, lo que implica incorporar en nuestra cultura aspectos de gestión de riesgos en los procesos o productos y servicios que ofrecemos. En el caso de la transformación digital subrayó que es una realidad, la tecnología integra aspectos de e-commerce con mecanismos de comercialización, atención, venta y post venta en línea. “Es necesario incluir continuidad de negocio, seguridad de información y sostenibilidad”. 

Planes estratégicos  

Lizarzaburu sugirió diseñar planes estratégicos tangibles y ejecutables a todo nivel, buscando acciones de micro, corto, mediano y largo plazo con colaboradores, clientes, proveedores, entidades financieras, Estado, comunidad y accionistas. “Para superar el 2021 y pensar en el 2022, es clave la liquidez”. Igualmente resaltó los planes de contingencia, en los que se puede resumir planes de manejo de crisis: cómo me abastezco, cómo me financio, cómo retengo a los colaboradores y clientes y, sobre todo, cómo se generan alianzas. El docente de la Universidad ESAN agregó que frente a los aspectos antes mencionados es vital que las personas, empresas y quienes tengan capacidad de decisión, tomen en consideración la necesidad de incorporar acciones de prevención en el día a día y buscar no solo incorporar aspectos de innovación y tecnología, sino también de gestión de riesgos y desarrollo de un enfoque hacia los colaboradores. 

 

Los emprendimientos de alto impacto cuentan con una red de organizaciones que colaboran con su crecimiento y permiten que las buenas ideas se conviertan en realidad. Además de Startup Perú, presentamos ocho que se han destacado en los últimos años

Durante las distintas etapas de crecimiento de un emprendimiento tecnológico o ‘startup’ existen algunas organizaciones dedicadas a brindar financiamiento, mentoría, asesoría legal, espacios físicos de trabajo y los conocimientos que requieran para salir adelante. Estas organizaciones pueden ser incubadoras (que acogen a las startups desde su idea de negocio), aceleradoras (impulsan ideas que tengan un avance determinado) o grupos de inversionistas.

En el Perú, estas organizaciones tienen distintos orígenes. En el sector público, en el 2013 se creó Startup Perú, aceleradora adscrita al programa Innóvate Perú del Ministerio de la Producción y desde entonces ha entregado fondos concursables a miles de proyectos. Entre las organizaciones de origen privado y que forman parte de alguna universidad destacan:

Wayra. Fundada en el 2011 por la española Telefónica. Empezó como aceleradora, pero en los últimos años ha pasado a definirse como brazo de inversión e innovación abierta de la compañía en 16 países de la región. Entre sus casos de éxito, en el Perú, figuran Cinepapaya, Bus Portal, Crehana y Culqi. Actualmente, se enfoca en emprendimientos alineados con sus campos de interés.

NESsT. Desarrolla empresas sociales sostenibles que resuelven problemas sociales críticos en países considerados economías emergentes como el Perú. En su portafolio destacan Yaqua, en el campo de la generación de proyectos hídricos, y Laboratoria.

Endeavor. Organización global para emprendedores de alto impacto. Brinda acceso a talento, mercados y financiamiento. En el Perú financiaron emprendimientos como Comunal Coworking, Seguro Simple, Latin Fintech y Rextie (junto a Emprende UP).

Emprende UP. Es el centro de innovación y emprendimiento de la Universidad del Pacífico. Poseen un área de preincubación, incubación, aceleración e inversión, según la necesidad de cada idea en operación. Poseen la primera Red de Inversionistas Ángeles. Tienen la experiencia de haber acelerado a Agente Cash y a Rextie (junto a Endeavor).

Start-UPC. La Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas presentó Start-UPC en 2014. Ha desarrollado emprendimientos como Kambista, ganadores de la quinta generación de Startup Perú, concurso financiado por el programa Innóvate Perú.

UTEC Ventures. Es el laboratorio de innovación de la Universidad de Ingeniería y Tecnología (UTEC). Creado en el 2014, tiene un modelo de 9 meses de mentoría con los servicios de la incubadora e inversión, a cambio de una participación de entre 5% y el 10% de la empresa.

LIQUID Venture Studio. Aceleradora de la agencia Liquid, especializada en diseño de productos digitales. Su programa ofrece compartir con las startups conocimientos y capacidades en diseño de productos y servicios. Entre los emprendimientos que han acelerado resaltan Smart Doctor y Fitness Pass.

The Board. Grupo de inversionistas que apuesta por negocios escalables. En su portafolio destacan Culqi, la colombiana IMIX, Manzana Verde y Sinba.

Para reinventarse en esta crisis, la metodología “Jobs To Be Done” propone enfocarse en la solución de los problemas de los clientes antes que solo ofrecer un producto

Debido a la pandemia los consumidores han reordenado sus prioridades de gasto en todo el mundo y los negocios que piensen que sus clientes son los mismos o tienen los mismos ingresos que antes, cometen un error en opinión de Carlos Nolte, experto en Marketing, Estrategia y Experiencia del Cliente, quien ofreció un webinar sobre el tema para la Universidad de Lima.

“Cuando ocurre un hecho dramático o sorpresivo, hay que adaptarse muy rápido, ver lo que está pasando y en base a eso tomar las decisiones”, comentó, recordando que en otros países se ha visto casos de gimnasios donde cada persona tiene su propia burbuja para no entrar en contacto con la respiración de otras personas mientras se ejercita.

En este contexto, donde la experiencia del cliente y sus necesidades están cambiando tanto, recomendó aplicar la metodología “Jobs To Be Done” para entender las motivaciones de los clientes. Este concepto introducido por Clayton Christensen aboga por identificar las tareas en la vida de los clientes y ofrecerles soluciones en base a eso y así mejorar el proceso de compra.

“La metodología lo que propone es que un ‘job’ o trabajo debe entenderse como el proceso no como producto solamente. Por ejemplo, no busco agua, sino satisfacer una necesidad de hidratarme. Es entender las dimensiones sociales y emocionales que existen. Los ‘jobs’ no se crean, se descubren. Las compañías tienen que identificarlos”, explicó.

¿Cómo identificarlos?

De acuerdo a Nolte, identificar estas “tareas por realizar” -que están en cambio constante- permite que los productos que se ofrezcan realmente sean del interés del cliente. Por ejemplo, un cliente en búsqueda de una bicicleta o una moto, en realidad, busca cubrir una necesidad de transporte y elegirá el vehículo que mejor se acomode a estas circunstancias.

“La clave está en buscar usos poco usuales, cosas que quizás no nos gustaría hacer y para los que buscamos un producto o servicio. Hay que buscar, de preferencia, necesidades en las que no se compite con nadie”, recomendó.

Recordó que en algún momento, Reed Hastings, cofundador y CEO de Netflix, indicó que el popular servicio de ‘streaming’ en realidad compite por el tiempo de las personas. En lo que pueden ver una serie, también pueden leer un libro o salir a pasear.

“La experiencia del cliente es el resultado de todos los contactos e interacción que tiene una persona con la organización y esto tiene un antes, durante y después. Una vez que uno comienza a interactuar con una organización, dependerá del cliente y de la organización cuánto dure esa relación”, precisó el especialista.

Por ello, consideró que el proceso de convertir la experiencia del cliente en un elemento central de las decisiones de marketing de la empresa toma un tiempo, pero es importante hacerlo porque permite darle sostenibilidad al negocio y también deja un camino a seguir cuando se busque innovar y lanzar nuevos productos al mercado.

Más de 7 millones de peruanos no cuentan con ningún tipo de seguro. En un contexto como el actual, es importante cuidar de nuestra salud

Según el último informe de la Asociación Peruana de Empresas de Seguros (APESEG), el 24.5% de la población peruana no cuenta con un seguro de salud, sea público o privado. Este porcentaje representa un total de más de 7,2 millones de peruanos que se encuentran desprotegidos frente a problemas de salud.

Esto se agrava tomando en cuenta que la principal causa de mortalidad son las infecciones respiratorias agudas bajas, seguido por las enfermedades cerebrovasculares, la diabetes mellitus y la enfermedad isquémica del corazón, según el Ministerio de Salud (Minsa), y que actualmente nos encontramos combatiendo la pandemia por COVID-19.

En ese sentido, es importante saber cómo acceder a distintos sistemas de salud, que se acomoden mejor a nuestra situación financiera.

Afiliarse al SIS

Lo primero es verificar si ya se está afiliado al SIS. Para ello tenemos que ingresar a la página web del SIS y dirigirse a la ventana de Consulta Asegurado y allí hacer la consulta respectiva.

En caso no se esté afiliado, y dada la pandemia, ahora es posible afiliarse al SIS de forma virtual. A través del WhatsApp SIS (941 986 682) o correo electrónico (sis@sis.gob.pe) envíe una foto o una impresión escaneada del DNI o carné de extranjería, por ambos lados.

Igualmente, la dirección de su residencia actual (solo si es diferente a la consignada en el DNI o carné de extranjería) y el nombre del centro de salud cercano a su domicilio. Se le afiliará al SIS Para Todos.

Si tiene Clasificación Socioeconómica (CSE) de Pobre o Pobre Extremo, debe adjuntarla para afiliarlo al SIS Gratuito. Si es mujer gestante envíe copia o foto del carné perinatal u otro documento que acredite su estado y la fecha posible del parto para también poderla afiliar al SIS Gratuito, por ser población vulnerable de acuerdo a norma.

Afiliarse a un seguro particular

Ahora los seguros particulares ofrecen distintos tipos de coberturas a la medida de los trabajadores independientes o emprendedores. Si no laboramos en una empresa que asuma por nosotros los costos de un seguro de salud, es importante conocer qué alternativas existen.

Algunos de estos seguros independientes cuentan con cobertura para trabajos de alto riesgo, para la familia, en casos de desempleo, planes de ahorro, e incluso proteger el nuevo emprendimiento si contamos con un local.

Para afiliarse desde la virtualidad, lo único necesario será ingresar a la compañía aseguradora de nuestra preferencia y llenar la solicitud de afiliación.

x