Opinión

Ya en el siglo 20, no podemos dejar pasar al hombre de las caras graciosas, los sombreros bombines y los trajes a cuadros, Spike Jones quien, entre los cuarenta y los sesenta, sorprendió al mundo burlándose de la música romántica, clásica y del jazz con sus alocadas interpretaciones que incluían bocinetas, kazoos, bloques de madera, estornudos, silbatos, tortazos y demás elementos inesperados en el contexto de las canciones que convertía en sano divertimento musical, pero con altos niveles de sofisticación y talento. Les Luthiers, por supuesto, crecieron admirando a Spike Jones & His City Slickers (aquí en un video de 1964).

Quienes crecimos en los ochenta, viendo Disco Club, recordamos por supuesto, al extraordinario parodista norteamericano Alfred “Weird Al” Yankovic quien, entre 1983 y 2014 produjo quince álbumes con réplicas extremadamente precisas, nota por nota, de canciones conocidas en el momento en que estas lideraban los rankings. A los temas les cambiaba la letra completamente, transformándolas en jocosas maneras de burlarse de artistas como Michael Jackson (Eat it), Dire Straits, Madonna (Like a surgeon), Nirvana (Smells like Nirvana), Lady Gaga y un largo etcétera.

Aunque la ley norteamericana no exige a los parodistas contar con la autorización de los compositores de los temas que intervienen -como menciona el cronista de este medio Jaime Cordero en nota publicada aquí-, Weird Al tenía, como ética de trabajo -he ahí uno de los conceptos clave para entender la diferencia entre lo suyo y lo de Tito Silva- la costumbre de presentar su versión a los autores originales antes de grabarla. Otra cosa, Yankovic no solo adaptaba letras y regrababa músicas, también reproducía, a veces cuadro por cuadro, los videoclips de sus fuentes de inspiración. Además, el cantante, productor y acordeonista componía sus propios temas y hacía estrambóticos arreglos, en tiempo de polka, de medleys de canciones famosas (como este), de una complejidad alucinante. Un artista visual y sonoro en todos los sentidos.

Otro ejemplo de verdaderos parodistas musicales y de agudo corte político también se desarrolló en Estados Unidos. Y también en los ochenta. Me refiero al irreverente elenco de cantantes y pianistas conocidos como The Capitol Steps, formado en 1981 por un grupo de ex asesores congresales, que tomaron su nombre de un escándalo protagonizado por un congresista de la época y su esposa, quienes fueron descubiertos teniendo relaciones sexuales en las escalinatas del famoso Capitolio. Su talento para voltear las letras de conocidas canciones de Broadway, Disney, Hollywood y clásicos del pop, rock y jazz para mofarse y criticar los gobiernos de seis presidentes -Reagan, Bush padre, Clinton, Bush hijo, Obama y Trump-, sus principales personajes y situaciones, los convirtió en una sensación en su país. Su discografía tiene más de cuarenta títulos, como los extraordinarios We arm the world (1985), Georgie on my mind (1990), Between Iraq and a hard place (2003) o Make America grin again (2018), clásicos del humor político e imposibles de encontrar en YouTube, salvo esta recopilación de animaciones. Como los sketches de Saturday Night Live, The Capitol Steps -que anunciaron su retiro en el 2021 debido a las restricciones para presentarse en vivo que trajo el COVID-19- son un clásico de la contracultura moderna.

Recordar a todos estos geniales artistas de la palabra y la música, en clave de humor inteligente y cuestionador, hace que Mi bebito fiu fiu aparezca frente a mí en su real dimensión, su poquedad, su estrechez de miras. Y es lamentable porque Tito Silva apuesta por la medianía por elección propia, obsesionado con la fama barata y los likes. Capaz de tocar Kathy la reina del saloon de Les Luthiers, Gypsy woman de Crystal Waters o Harden my heart de Quarterflash con facilidad, prefiere la viruta del éxito mediático y farandulero, asociándose al reggaetón, la chacota y la telebasura.

Tito Silva & Tefi C. representan una nueva y degradada versión de la antigua filosofía retomada por la subcultura punk que instaba a hacerlo todo uno mismo. El “Do It Yourself” del siglo 21 no implica abrir las puertas para que artistas de valor pero sin contactos ni padrinos se animen a registrar sus trabajos sin depender de grandes compañías discográficas ni de la aceptación de los medios convencionales. Lo que permite este libertinaje supuestamente creativo es la carta blanca para hacer cualquier cosa, con el único requisito de que el público compre y compre sin parar.

Escuchar a jóvenes reporteros de espectáculos alabar Mi bebito fiu fiu, con la monserga esa de la “creatividad peruana”, sin detenerse un minuto para informar cuál era su verdadero origen, ofrece un somero vistazo del paupérrimo estado del moderno periodismo de entretenimiento. Hoy, las nuevas promociones de periodistas en este y otros temas -política, cultura, deporte, sociedad, medio ambiente, etc.- no trabajan como profesionales interesados en generar y orientar a la opinión pública, sino desde la óptica del usuario común y corriente de redes, el superficial cibernauta que a todo responde con likes, corazoncitos y emoticones de colores.

Tags:

Mi bebito fiu fiu, Tito Silva Music

Luego de 200 años, aún las instituciones no llegan hasta las zonas rurales más alejadas. Ahora, Manuela, tú me preguntarás ¿qué son las rondas campesinas? y la respuesta es sencilla: son un grupo de personas que viven en las zonas rurales, alejadas de las ciudades, que se organizan para cuidar sus comunidades. El límite que tienen es la Constitución del Perú y deben estar siempre en coordinación con los operadores de justicia, en especial a través de los programas de seguridad ciudadana de la Policía Nacional del Perú (PNP) y la Dirección de Rondas Campesinas de la Dirección General de Orden Público del Ministerio del Interior o los programas de violencia contra la mujer Estrategia Rural del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables.

Este caso se ha convertido en una crítica a las rondas cuando debería estar enfocada en las víctimas, en identificarlas, protegerlas y ver en esas comunidades los patrones de género que existen y que atentan contra la vida de las mujeres. Pero nadie se centra en las víctimas, sino en cuestionar la existencia de las rondas campesinas, que en este caso es clarísimo el exceso e ilegalidad en su actuación. Manuela, no sé desde cuándo la hechicería es un delito o atenta contra la seguridad ciudadana de una comunidad y tampoco sé por qué un grupo de hombres decide que puede torturar a mujeres con total impunidad. Tal vez tú tendrás las respuestas.

Tags:

brujas o hechiceras

La sociedad civil y las ONGs vinculadas a aspectos de justicia y derechos humanos, tienen que tomar parte activa en el resguardo mediático, político y eventualmente legal de Zamir Villaverde. No puede quedar abandonado a su suerte y a lo que buenamente puedan hacer sus abogados frente a la maquinaria del poder que se ha desplegado en su contra.

La democracia va a salir fortalecida de este proceso de deshollinamiento de las suciedades morales que se habrían cometido apenas se asentó en el poder el señor Pedro Castillo. Si se prueba sus inconductas no merecerá estar un segundo más manejando las riendas del poder.

Tags:

ministro del Interior, Premier

Otro tema es la exoneración del IGV al libro, que vencerá el próximo año. ¿Existe ya algún plan de acción? ¿Cuándo comenzará la campaña para pedir que se amplíe esta exoneración? ¿Es viable proponer una prórroga mayor? En un país con índices de lectura penosos, medios que en su mayoría se han desentendido de la cultura, estudiantes que no leen, un alto porcentaje de maestros con problemas de comprensión lectora, habría que pensar más en el largo plazo.

Ojalá la reapertura de la FIL (desde aquí el mejor de los éxitos) deje abiertas las puertas de la discusión y el análisis de la situación del libro y la lectura en nuestro país. Es urgente entender estas dos cosas como un asunto de primerísima necesidad.

 

 

Tags:

Feria Internacional del Libro de Lima, FIL Lima, Portugal

A pesar de la crisis económica producida por la pandemia y las primeras medidas radicales de restricción social, el canon que recibió La Libertad tuvo un alza de más del 20%; llegando a 270 millones de soles en el 2021. Sin embargo, los gobiernos subnacionales de La Libertad dejaron un saldo sin ejecutar de 184 millones. De ese total, 163 millones correspondieron a los gobiernos locales como el de Chillia, sin condiciones para poderlos utilizar. A pesar de ser Pataz la provincia donde se extrae la mayor cantidad de oro en el departamento, hasta hoy no se han construido carreteras para unir a sus comunidades o dotarlas de agua potable. Mientras tanto, Chillia forma parte de sus once distritos ubicados entre los más pobres del Perú.

El chivo expiatorio, señalan los estudios, suele ser un niño o una mujer que se encuentra en una situación de indefensión absoluta, pues hasta los familiares se ponen en contra en estas situaciones de crisis extrema. No en vano el defensor Agüero remarcó que las dos mujeres que fueron castigadas de pueblo en pueblo eran indefensas adultas mayores. Irónicamente, no son minoría. En Chillia, el 78% de su población es adulto mayor en condición de pobreza y pobreza extrema, de ahí la edad y el bajo grado educativo de sus ronderos y de las mujeres sacrificadas; mujeres de las cuales más de la mitad no tiene como defenderse porque ni siquiera sabe leer ni escribir. Solo firmaron el compromiso que detuvo los golpes.

Que las sobrecogedoras imágenes del cuerpo magullado y herido de una de las señoras nos sirvan para despertar, para tomar en serio la pobreza y concentrarnos en conseguir evitar que expulsar al más débil sea la única razón que quede para mantenernos unidos.

Tags:

brujería, Chillia, provincia de Pataz, Ronderos

En la práctica, es inviable su gobierno. Es un régimen fallido, que mientras más corta sea su permanencia en el poder, tanto mejor para el país. La oposición política y, sobre todo, la ciudadana tiene que empezar a hacerse sentir para lograr ese cometido. Los llamados a hacer efectiva esa salida -los congresistas- no lo van a hacer mientras el país político y civil no presione para que lo hagan.

Tags:

Derecha, Fiscal de la Nación, Pedro Castillo
  • Howard, Howard, Howard debes marcharte indica Kim
  • ¿Quién eres tú? – pregunta inocentemente H
  • ¿Yo? Nadie. Solo quiero hablar con mis abogados.
  • ¿Si, quieres mi consejo? Busca unos mejores. Añade Howard
  • Howard solo, solo debes marcharte – le indica Kim temblorosa.
  • No, no, no, no, tomate tu tiempo – Eduardo ya decidió que hacer con la molestia, que para él representa el desconocido hombre de traje.
  • ¿De qué se trata esto? – recién HH se da cuenta del peligro.

La pareja observa como LS saca lentamente su revólver y coloca el silenciador.

Ya es tarde para Howard Hamlin. Quien observa pavorido. Sus peores temores se están haciendo realidad. Trata de irse. Pero ya es tarde.

Luego de perpetrado el asesinato, le indica a la espantada pareja.

  • Hablemos.

Más tarde, muere en su ley: esbozando una sonrisa en su rostro, bañado en sangre.

Aún faltan cinco capítulos más.

 

 

 

 

 

 

Tags:

'Better Call Saul', “Breaking Bad”, Nuevo México

Dándole la importancia necesaria, podemos entender a la seguridad nacional como un bien público desde un punto de vista económico, lo que implica que no hay ni exclusión ni rivalidad en el beneficio que da a la sociedad. Todos nos beneficiamos de un país más seguro, independientemente de si pagamos impuestos, o cuánto pagamos. Una persona o un grupo adicional de personas en el país tampoco disminuye la calidad de la seguridad nacional. 

Es tarea de los formuladores de políticas identificar cuáles son las actividades y proyectos que las fuerzas armadas pueden desarrollar con un presupuesto comparativamente más bajo que el del sector privado, y dónde los retornos sociales son más altos. En otras palabras, qué proyectos tienen los mayores beneficios sociales netos si son ejecutados por las fuerzas armadas. Una vez identificados, se deben asignar recursos a estos proyectos ya que todos nos beneficiamos de una provisión eficiente de bienes públicos y servicios de alto retorno social. 

Solo por mencionar algunos ejemplos: El Perú es uno de los países a nivel global más afectados por la brecha digital en los servicios públicos y privados, hay potencial para proyectos a través de las fuerzas armadas para llevar infraestructura digital a las áreas de más riesgo y aislamiento del país. La protección de los recursos forestales de la Amazonia es además un bien público que tiene repercusiones globales.

Tags:

Estado, fuerzas armadas, militar, Perú, sector privado

Por eso, la enorme preocupación respecto del futuro político que nos espera. Un sector del empresariado y de la derecha en general anda, tranquila y oronda, confiada en que el descrédito de Castillo y de las izquierdas aliadas, hará que en los próximos comicios el pueblo se vuelque masivamente a favor de candidatos de centro o de derecha. Pecan de inmensa ingenuidad o ignorancia sociológica.

La propia destrucción de los pocos nichos de excelencia administrativa que existían en el Estado, que la incompetencia y afán de copamiento partidario de Castillo han generado, y se van a ahondar en los meses venideros -mientras dure su gobierno- hará que el Estado colapse en sus servicios más básicos. Y eso pesará más en el malhumor ciudadano, que seguramente será mayor en las elecciones venideras, sean estas adelantadas o en el 2026, que en el 2021. El riesgo de un nuevo radical disruptivo sigue plenamente en pie.

 

 

Tags:

Gobierno, Perú, Presidente Castillo
x