Audiocolumna

El Perú puede llegar el 2026, en términos electorales, a tener que elegir entre opciones de ese tipo, si la disolución corrosiva del aparato estatal continúa a la velocidad en la que hoy se halla.

Por ello es que resulta imperativo ponerle coto al gobierno de Castillo. No porque sea comunista -que no lo es-, no porque sea estatista -que tampoco lo es-, sino porque nos va a conducir a una encrucijada política espantosa, polarizada, al borde de la convivencia democrática. Eso es lo que verdaderamente está en juego, más allá de las corruptelas indignas que se descubren a diario en el entorno palaciego.

Tags:

Pedro Castillo

Se juega mucho en las investigaciones por corrupción al primer mandatario. Ello debiera conducir, de prosperar y corroborarse los hechos, no a una detención preliminar del presidente (como advierte, cínicamente, uno de los abogados palaciegos, que sabe que eso no es posible), sino a una denuncia constitucional, que en su momento pondrá nuevamente a prueba al Congreso porque, para proceder a darle trámite, deberá pasar, primero, por la vacancia presidencial.

Se puede tolerar un gobernante mediocre o uno descaminado ideológicamente, pero la democracia debe trazar un límite cuando se trata de un presidente corrupto, que es justamente lo que el Ministerio Público trata de determinar. Si se cruza esa línea probadamente o con indicios legales suficientes, lo que cabe es expectorar de inmediato a Pedro Castillo de Palacio.

Tags:

Ministerio público, Pedro Castillo

Es un gobierno que solo va a sobrevivir el tiempo que el Congreso demore en romper la línea claudicante que hasta el momento ha tenido, aguantando todas las majaderías del oficialismo, sin ser capaz de fiscalizar correctamente, ni de proponer salidas, que tiene a mano, para superar la crisis, y mucho menos con ánimo e impulso para emprender reformas legislativas relevantes.

No le deseamos buena suerte ni buen porvenir al expremier Aníbal Torres. Su paso por el Premierato ha sido vergonzoso y ha sido factor de discordia, profundizando, en lugar de aliviarla, la crisis política por la que el país transita. Ojalá nunca más tenga algún protagonismo político.

Tags:

Pedro Castillo, Premier

Los modelos caudillistas del presente, su elasticidad (que en algunos casos los lleva a ser vientres de alquiler) no son un síntoma de degradación que haya que enmendar, sino un signo de los nuevos tiempos políticos a los que debemos acostumbrarnos, sin tratar de amoldar la realidad mediante leyes inaparentes.

Las crisis políticas que vivimos los últimos tiempos no son producto de que tengamos esa clase de partidos, sino resultado de mediocres decisiones de los elegidos o inquilinos accidentales en Palacio (la bronca Keiko-PPK, la gestión de Vizcarra, el despropósito de Merino o el incompetente de Castillo).

La precariedad de ese modelo tradicional tiene su mejor botón de muestra en la trayectoria del partido Morado, que se pasó años formando comités, bases, asambleas, inaugurando locales, haciendo elecciones, etc., y hoy está reducido a nada por su desventura electoral. Cumplir con los ritos partidarios tradicionales no asegura un buen porvenir y no debe ser por ello el requisito necesario para proceder a resolver la crisis vigente.

Tags:

Partidos políticos

No se explica de otro modo esta amenaza a un programa periodístico que no ha hecho más que cumplir su labor mínima, sin faltar a la verdad y cumpliendo los rigores que el caso ameritaba.

El presidente está mal asesorado y su amenaza al programa Panorama solo revela desesperación. El Congreso tiene que estar atento a cualquier despropósito que una persona en ese estado nervioso pueda cometer (por lo pronto, haría bien en ya no darle autorizaciones de viajes al extranjero) y, desde ya, debería dedicarse a dejar sin efecto los desmanes legislativos que recientemente este gobierno ha cometido (contra la Derrama Magisterial y los dos misiles laborales que afectan la buena marcha empresarial) y los que pueda cometer en el futuro. Un presidente desesperado, con poder incólume, es un peligro para la sociedad.

Tags:

Presidente Castillo

Tenemos el gobierno que tenemos en gran medida por culpa de un Congreso opositor torpe y obsecuente, cuya grita es un psicosocial, que en verdad no busca cambiar las cosas y anhela disfrutar las canonjías del poder cómodamente sentado en el poder que tiene todo el tiempo que se pueda.

La del estribo: muy recomendable el libro de Sonaly Tuesta, Un viaje para no morir, donde relata, con gran sensibilidad y hondura, la travesía personal que casi la llevó a la muerte hace seis años. La exconductora del extraordinario programa televisivo Costumbres, nos cuenta una faceta personal entrañable.

Tags:

Congreso de la República, Pedro Castillo, Vacancia

Lo único que lo diferencia de Toledo, García, Humala, Kuczynski, Vizcarra o Sagasti, es que el suyo es un régimen adornado por la más pasmosa mediocridad tecnocrática de las últimas décadas y porque en su seno se han enseñoreado niveles de corrupción precoz inimaginables en quien prometía trastocar el viejo orden y beneficiar, por fin, al pueblo postergado por la República.

Castillo no supone una ruptura con el establishment, pero sí marca la mayor hondura en la degradación política y económica al que ese modelo podía llegar. Su herencia política y social va a ser, por ello, terrible. Va a dejar al país presto a ser capturado por quienes propugnen una revuelta disruptiva del orden establecido, a lo cual va a contribuir, qué duda cabe, una oposición bruta y achorada, huérfana de ideas, inmadura en la división y manca en su efectividad opositora.

Tags:

Pedro Castillo, Presidente Castillo

El Congreso va a tener que hilar fino, políticamente hablando, si quiere aprobar lo que correspondería, que es la vacancia de un gobernante nefasto y, según multiplicidad de indicios, corrupto, que nunca debió llegar a Palacio y que ahora debería tratarse de que esté el menor tiempo posible.

Si la vacancia es imposible, como lamentablemente parece, las bancadas mayoritarias deberán juntarse y aprobar, con gran sacrificio, un adelanto de elecciones generales -presidenciales y parlamentarias- que le permita al Atila chotano quedarse solo un año más en Palacio y que luego marche, seguramente, no a su casa sino a Piedras Gordas.

Tags:

Gobierno, Presidente Castillo

Fuera de ello, el primer mandatario tiene poco que anunciar, porque todas las políticas públicas que ha lanzado han sido un fracaso, y no hay entidad estatal que haya mejorado su funcionamiento gracias a la gestión perulibrista. Por el contrario, el Estado peruano está al borde del colapso, debido al irresponsable copamiento partidario de casi todo el organigrama burocrático.

Si algo cabal correspondiese a Castillo hacer hoy, en unas horas, es un mea culpa estruendoso y sincero, y una rectificación inmediata del modo de gobernar que ha desplegado en estos aciagos 365 días. Pero ello, sin duda, no ocurrirá. Seguramente hará un recuento demagógico de presuntas obras hechas, desmentirá oblicuamente, victimizándose, los indicios de corrupción que le tocan, y hará tres o cuatro anuncios efectistas para las tribunas. Más no se espera de un personaje que jamás debió tener bajo su responsabilidad el manejo de las riendas del poder. Creer que renunciará o convocará adelanto de elecciones es, ojalá me equivoque, una ingenuidad.

Tags:

Fiestas Patrias, Mensaje a la nación, Presidente Castillo
Página 2 de 22 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22
x