Recolocarse laboralemente

Los últimos días del año son una excelente oportunidad para que las empresas evalúen sus objetivos y necesidades, por lo que, es común que se abran nuevas ofertas laborales y se cierren algunas plazas. Sin embargo, por la coyuntura, los trabajadores también se encuentran más abiertos a recibir nuevas propuestas.

De acuerdo al último estudio de perspectivas de empleo de PageGroup, cuatro de cada diez peruanos, entre trabajadores independientes, directores y gerentes, está dispuesto a escuchar nuevas ofertas laborales.

Para la coach ejecutiva Roxana Tutaya, docente de Pacífico Business School, el segundo año de la pandemia permitió que las empresas vean el nivel de adaptabilidad de cada trabajador y ahora busquen personas con buenas competencias blandas.

“Sin un proceso de pandemia, todos cambiamos, desde el 2020, más aún. Muchos de nosotros hemos evolucionado, hemos potenciado otras habilidades. La pregunta es qué hemos hecho con nuestro tiempo. Cuando necesitamos recolocarnos es cuando vemos, ¿qué hice con mi tiempo?”, señaló.

La autopromoción y las redes de contacto

Antes de lanzarse a buscar un nuevo empleo, consultar con su red de contactos y evaluar propuestas laborales, Tutaya aconsejó trabajar en uno mismo, pensar en el tipo de trabajo que se quisiera tener y orientarnos hacia ese objetivo.

“No caer nunca en la complacencia de pensar que estoy bien y feliz donde estoy. Nadie sabe lo que pueda pasar. Sea lo que uno quiera hacer, siempre se busca que haya una validación como profesional. Entonces, es importante que revises tu marca personal. Qué mensajes estoy dando, ver cómo estoy en mis redes sociales y guardar consistencia en las diferentes plataformas digitales”, indicó.

Consideró que mostrar en las plataformas digitales los logros que hemos obtenido durante el año, algo que ahora se conoce como “self promotion” o “autopromoción”, es una forma inteligente de ser visibles ante nuestros contactos. Por estas fechas, enviarles saludos por Navidad o Año Nuevo también es una forma de estar presentes.

Ante una oferta laboral, aconsejó consultar por la modalidad de trabajo que se desarrollará, si es presencial, virtual o híbrida. Además, se debe conocer si la empresa está en el sector que nos agrada y si el puesto que nos ofrecen es el que realmente quisiéramos.

“Para terminar, evaluar si entro a la empresa que me han dicho, ¿quién sería mi jefe directo?, ¿voy a poder trabajar con esta persona?, ¿cuál es el perfil de quien sería mi jefe directo? Si no me voy a sentir a gusto, mejor no. Siempre hacer un análisis exhaustivo de la empresa, del sector, de las personas con las que estoy trabajando”, refirió.

Tags:

Fin de año, Nuevo Trabajo, Recolocarse laboralemente