Carlos Parodi

Cinco razones por las que puede subir el tipo de cambio

"¿Es seguro que esto ocurra? Nadie puede leer el futuro, pero las señales están ahí; en otros momentos de la historia, cada vez que se han presentado, el precio del dólar ha aumentado."

¿Se mantendrá el aumento del tipo de cambio observado en la última semana? Para responder a esta pregunta se necesita saber cómo se determina el tipo de cambio en el Perú.  El tipo de cambio se determina por el libre mercado con intervención del Banco Central (BCR) para evitar fluctuaciones bruscas. Para ponerlo en términos simples, si hay mucha demanda y/o poca oferta de dólares, entonces el precio del dólar aumentará; a la inversa, si existe baja demanda y/o mucha oferta de dólares, el tipo de cambio disminuirá. Sin embargo, para evitar que las subidas o bajadas sean bruscas, el BCR vende dólares en el primer caso y compra en el segundo. 

Existen cinco grandes razones por las que el tipo de cambio puede seguir subiendo: en primer lugar, la economía mundial atraviesa por un problema de estancamiento con inflación. La caída del precio del cobre, por ejemplo, es una clara señal. Lo mismo se aplica para el resto de insumos. En esas circunstancias, los inversionistas optan por comprar activos refugio, pues las inversiones productivas pierden rentabilidad. Entonces compran dólares y ello genera presiones al alza del tipo de cambio. Dicho de otro modo, al no tener mejor alternativa, optan por comprar dólares.  

Los bancos centrales de todo el mundo están en un proceso de elevación de tasas de interés para controlar la inflación. Ello no solo tiene como costo un menor crecimiento y/o estancamiento, sino que hace que se opte por comprar dólares. Al hacerse menos rentable las inversiones productivas, la opción de diversificar genera una fuga hacia la calidad, en este caso, al dólar. 

En segundo lugar, el aumento de las tasas de interés de la reserva federal (banco central de Estados Unidos). Un hecho estilizado de la historia económica peruana es que cada vez que sube esa tasa de interés, salen dólares de Perú hacia los Estados Unidos, atraídos por la mejor combinación de seguridad/rentabilidad. La menor cantidad de dólares eleva el tipo de cambio aquí en Perú. 

En tercer lugar, la principal fuente de ingreso de dólares, que elevaría su oferta y evitaría que suba, es la minería; pero, no sólo los precios de los metales están bajando, sino que tampoco el gobierno ha generado las condiciones para que se desarrolle la producción minera. Los más de 100 días de paralización de Las Bambas son solo un ejemplo. Se exporta menos minerales, entran menos dólares y sube el tipo de cambio. 

En cuarto lugar, la inflación, pues el aumento de precios baja el poder de compra del sol. En la búsqueda de una opción más segura, se compran dólares y se eleva el tipo de cambio.  Por eso, en todo proceso inflacionario, al menos en el Perú, ha aumentado la demanda por dólares y eso ha determinado una elevación de su precio. Es una lección de nuestra propia historia. 

En quinto lugar, la incertidumbre política origina que se posterguen decisiones de inversión; mientras tanto se compran dólares, lo que eleva su precio. 

¿Es seguro que esto ocurra? Nadie puede leer el futuro, pero las señales están ahí; en otros momentos de la historia, cada vez que se han presentado, el precio del dólar ha aumentado. Cierto que el BCR puede vender dólares, pero solo lo hace para suavizar su aumento, no para ir en contra de su tendencia. 

La economía peruana requiere que ingresen dólares y ahora no es sencillo. No es fácil exportar más cuando la economía mundial está frenándose. Tampoco cuando las expectativas se encuentran en terreno negativo, pues es difícil pensar que la coyuntura actual pueda atraer inversión extranjera. 

Como siempre, la economía no es un acto de fe, ni solo buenas intenciones, a pesar que muchos crean que la solución es simple. Y ese es el problema: en economía no se trata de creer, pues es una ciencia y no un dogma. 

 

 

                     

Tags:

Dólares, Economía, Tipo de cambio

Mas artículos del autor:

"Tasa de interés de la reserva federal"
"¿Cómo funciona la política monetaria?"
"Sin instituciones no hay paraíso"
x