cambios-recursos-humanos

¿Qué cambios tendrán las áreas de recursos humanos en el 2021?

Durante la pandemia, los profesionales de estas áreas han tenido grandes desafíos que persistirán el próximo año. Incluso, 70% de empresas que emplea el trabajo remoto, seguirá usándolo.

Para ajustarse a la transformación digital impulsada por la pandemia, las áreas de recursos humanos han tenido que duplicar sus tareas sin descuidar el bienestar de los trabajadores. En el 2021, un 70% de las empresas encuestadas por Marsh Perú incorporará al trabajo remoto en sus procesos, aunque sea solo por unos días a la semana.

Bajo este escenario, Álvaro Bellido, Executive Manager en CL Selection, consideró que la gestión de los equipos a distancia ya no será tan complicada en el 2021, pero los procesos de selección y adaptación de los nuevos puestos laborales requerirán más atención.

“Al desarrollarse nuevas formas de trabajo y nuevos puestos laborales, los gestores del talento deberán acompañar en el proceso de selección y adaptación al nuevo puesto laboral”, explicó en un artículo para la Asociación Peruana de Recursos Humanos (Aperhu).

En general existen al menos cinco pilares de trabajo en la gestión del talento que han tenido cambios importantes y van a seguir transformándose, conforme se desarrolle la pandemia:

La transformación de la oficina. De acuerdo a la encuesta de Marsh Perú, el 64% de las empresas planea mantener el trabajo remoto al menos unos tres días a la semana, lo que significa un retorno paulatino a las oficinas. Estos ambientes de trabajo deberán respetar las reglas de distanciamiento social, tener una ventilación adecuada y acondicionarse para evitar todo tipo de contagio.

Salud y seguridad ocupacional. El área de recursos humanos debe facilitar las condiciones de ergonomía, pero también deberá estar alerta si algún trabajador requiere activar su seguro médico o tiene que cuidar a algún familiar enfermo. Además, se debe identificar a los trabajadores que se encuentren dentro del grupo de riesgo, con alguna comorbilidad.

En las operaciones presenciales, se deberá reforzar el protocolo sanitario y aplicar el plan para la vigilancia, prevención y control de COVID-19 en el trabajo, el mismo que indica qué trabajadores están en más riesgo de contagiarse y están obligados a pasar pruebas periódicas de COVID-19.

Derechos laborales. La mayor parte de licencias con goce de haber o suspensiones perfectas ya se han dado, pero son procesos que tienen que monitorearse y para el próximo año se deberá poner atención al cumplimiento de los acuerdos que se hayan suscrito para reducir la jornada laboral o los sueldos.

Este año también se realizaron adelantos de vacaciones y desvinculaciones que seguirán siendo parte de las preocupaciones de las áreas de recursos humanos.

Capacitaciones y desempeño laboral. Algunas empresas ya están brindando recomendaciones de salud física y mental para los trabajadores que están en sus casas, pero el próximo año a esto se sumará el presupuesto para capacitaciones. En lo que se refiere al desempeño laboral, los empleadores necesitarán nuevas formas de medirlo, lejos de los horarios de trabajo convencionales.

Selección y reclutamiento. Con la tecnología, el proceso de selección se ha acelerado porque las entrevistas pueden hacerse rápidamente con varias herramientas digitales. Sin embargo, las necesidades de las empresas están cambiando y el perfil requerido en la fase de reclutamiento deberá actualizarse constantemente.

Si desea recibir noticias de SUDACA haga clic aquí para registrarse a nuestro Newsletter.

Tags:

RR.HH

Mas artículos del autor:

"¿Cuántas formas hay de utilizar el bitcoin y otras criptomonedas?"
"¿Cómo planificar la campaña navideña que se viene?"
"¿Cómo aprovechar cuando su marca se hace “viral” involuntariamente?"