RENZO-LEON-VELARDE

“La oportunidad de la transformación digital se pierde sino la capitalizamos con formalidad”

Renzo León Velarde gerente general de Perú Factura, empresa de transformación digital de la CCL, habla sobre la importancia de la digitalización como un elemento crucial para la subsistencia de los emprendimientos.

Renzo León Velarde gerente general de Perú Factura, empresa de transformación digital de la Cámara de Comercio de Lima, nos habla en la siguiente entrevista sobre la importancia de la digitalización como un elemento crucial para la subsistencia de los emprendimientos.

¿Cómo ve el panorama 2022 para los emprendedores en el camino hacia la digitalización de sus negocios?

El panorama para el 2022 presenta dos desafíos para el emprendedor. El primero es que se empieza a sentir un retorno al comercio, a la actividad, al consumo y a la vida pseudo normal que teníamos antes de la pandemia. Y eso genera mercado y oportunidades para todos los emprendedores. Por otro lado, este mercado es diferente, tiene otros hábitos de compra, otras comodidades para sus transacciones, y ahí es el gran reto que tiene el emprendedor.

¿Cómo es hoy ese “mercado diferente”?

La realidad es que la pandemia nos adelantó una década en el avance de la transformación digital que tenía nuestro país y a la fuerza nos quitó muchos miedos. Como el mecanismo de pago que hoy se usa. Por ejemplo, si vas al mercado a comprar frutas o verduras, la cacera te recibe con tu billetera móvil. Eso hace dos años era impensable. Eso te dice que el mercado ha cambiado, pero también te dice que el emprendedor está dispuesto a evolucionar con ese mercado. Y es un mercado que le ha perdido el miedo a la transacción digital. Que mas bien le ha cogido miedo al contacto físico y que se mueve mucho por delivery y por transacciones electrónicas.

¿Cuánto ha sido el avance de la transformación digital? Se habla de un 200% en estos dos años de pandemia.

Yo te diría que está muy por encima de ese 200%. Bastaría con ver los grandes comercios, que antes tenían plataformas electrónicas que representaban menos del 10% de su venta. Y hoy esas ventas pueden estar por encima del 30%. Quiere decir que es un elemento fundamental en su presupuesto. Por otro lado, tienes a millones de emprendedores que se mueven 100% en el mercado digital. Que venden únicamente por redes sociales y que no necesariamente todos se mantienen en la formalidad. Por lo tanto, gran parte del 80% de la informalidad que tiene nuestro país hoy es digital.

¿Cómo combatir esa ‘informalidad digital’?

Mira qué importante, porque [ellos] generan informalidad desde operaciones financieras. O sea, no están moviendo dinero en efectivo. Están generando transacciones con nombre propio. Si Sunat quiere, tiene cómo intervenir. Pero ahí entra a tallar el factor social. Te vas a perseguir como cacería de brujas a los pequeños emprendedores que intentan sobrevivir desde la informalidad, pero dejas a las grandes empresas acumular deudas y no pagar impuestos. Entonces tienes que hallar un equilibrio y un balance. Yo creo que más que verlo desde el lado punitivo hay que verlo desde la oportunidad.

¿Cuál es esa oportunidad?

Al emprendedor le beneficia ser formal sobre la base de lo que ya está haciendo, que es usar herramientas formales como las billeteras móviles o estar en el sistema financiero o pagar con tarjeta, etc.

Entonces ¿Cómo capitalizar esto?

La respuesta es simple. ¿Qué pasa si viene una empresa grande, te compra y te deja sin stock? Esa empresa grande no te va a pagar inmediatamente, seguramente generará una factura diferida a 30, 60 o 90 días y yo necesito de capital para seguir trabajando. Entonces, como emites una factura electrónica, puedes hacer factoring electrónico y en un par de días tener capital de vuelta con una tasa de interés mínima y seguir haciendo negocio.

Por otro lado, yo puedo hacer muchas transacciones electrónicas, pero si no emito las boletas y facturas correspondientes no genero historial. Una entidad financiera no te va a prestar porque tu Yape se mueva mucho, sino porque al lado de esas transacciones hay boletas y facturas que demuestran que son operaciones de negocio y eso te permitirá crecer. Entonces, la oportunidad de la transformación digital se pierde sino la capitalizamos con formalidad.

Aunque los emprendedores entienden que la digitalización es importante, todavía hay quienes se resisten a esa posibilidad ¿Cómo cambiarles el chip?

Lo primero y lamentable es que nuestra sociedad se mueve mucho por obligación. Entonces, Sunat ya sacó un cronograma de obligatoriedad para que los emprendedores emitan facturas y boletas electrónicas el 2022 que va de enero a abril y en el cual el 100% de los contribuyentes en el Perú, sí o sí van a tener que emitir boletas y facturas electrónicas. Entonces tienen que ir hacia la digitalización. El primer grupo de obligados se viene dando en enero. Son más o menos 90 mil; y cerca de medio millón en abril.

El tema no es movernos por obligatoriedad, sino por beneficio. Y una forma de entenderlo es lo siguiente: el emprendedor se tiene que ocupar de su negocio. No tiene que ocuparse en los papelitos, en el file palanca o en el cierre del mes contable o si le falta o no un correlativo, de todo eso nos podemos olvidar con la facturación electrónica.

¿Qué beneficios da la facturación electrónica?

Cuando mandas a imprimir boletas y facturas, el de la imprenta te dice que mandar a hacer 100 o 1000 te cuesta lo mismo. Mandas a hacer 1000 y metes 999 a un cajón y vas sacando de acuerdo a lo que vas necesitando. Pero en ese cajón lo que tiene es tu plata dormida. En facturación electrónica, si haces uso de la plataforma de Sunat, el servicio es 100% gratuito; pero si te vas a un privado que te da servicios de valor agregado (como el logo, el registro e información a la mano) los costos son mínimos: 20 soles al mes versus la imprenta con la plata dormida en el cajón que, además, te condiciona físicamente a tener que depender del lugar dónde está esa boleta físicamente, sino la tienes a la mano no vendes. En cambio, con la facturación electrónica yo puedes emitir una boleta o factura o acceder a información 24/7, desde cualquier parte del mundo y sin ninguna restricción. Y más beneficios, como el factoring electrónico.

Sobre el ecommerce ¿Cuáles son las perspectivas para este año?

Hay una gran cantidad de emprendedores que son 100% virtuales y por lo tanto hacen uso 100% de ecommerce para sus negocios. Las grandes empresas se han movido de un 5% de una dependencia presupuestal del ecommerce, a en muchos casos, más del 50% con lo cual es tan simple como decir: si a muchos negocios les va mal electrónicamente, no subsisten en el tiempo. Y eso te habla de lo importante que se ha convertido el negocio electrónico para los emprendedores. Entonces, el negocio se mueve digitalmente, desde la oferta, que muestran sus productos a través de las redes sociales o Marketplace, etc. La negociación, con herramientas de comunicación como el WhatsApp, y hasta la forma de pago, a través de billeteras móviles como Yape, Plin oBIM. Y finalmente la formalidad, porque emites un comprobante de pago electrónico. Entonces, podemos decir que el ecommerce y la transformación digital por lo menos está arriba del 30% de dependencia de éxito de cualquier negocio.

 

Foto: Tomada de La Cámara, revista digital de la Cámara de Comercio de Lima.

Tags:

Cámara de Comercio de Lima, Digitalización, Perú Factura, Renzo León Velarde

Mas artículos del autor:

"¿Cómo promover la inclusión laboral de la comunidad LGBTIQ+?"
"Día del Internet: Cuáles son las plataformas digitales más usadas por los peruanos"
"Día del Reciclaje: 4 Acciones sencillas que pueden aplicar las empresas para cuidar el planeta"
x