Mauricio Saravia - Sudaca.Pe

¿Y Gargamel? Las últimas fotos de la fiesta de los pitufos

Por geografías llama la atención el incremento de Mendoza y Fujimori en Lima. Y su descenso en el Perú rural (Lescano incrementa fuerte acá).

En la aldea de los pitufos, 6 de ellos son los punteros con 55% de la intención de voto. Casi 60% si metemos al cuco Castillo. Entre el primero y decimosegundo hay 10% de diferencia. En el 2016 solo los 4 primeros concentraban 71% de preferencias. Para que se hagan una idea. Cierto que menos candidatos, pero con preferencias más definidas.

 

En enero pensábamos que en febrero. En febrero que al inicio de marzo y al inicio de marzo que al final de marzo, las tendencias se iban a clarificar. Estamos en abril prácticamente y las tendencias no se clarifican en nada. Que una sube y el otro baja, que para arriba y para abajo. Nada en realidad. Mire por favor este cuadro que toma el movimiento de cada candidato entre febrero y marzo, pero usando una escala de 100% y dígame qué tendencias ve:

 

Yo ninguna. Porque no lo hay. Pero además el mismo IEP ha dejado en claro que en los parámetros estadísticos que los números arrojan, NADA está dicho. Punto.

 

Hay movimientos que llegan a ser interesantes, que dejaremos para más tarde, pero lo que se dice tendencias…

 

Una cosa sí es clara. Desde la calle ninguno de los pitufos ha generado un interés notable. De allí que el tercio que no define un voto sigue firme, militante y convencido. ¿Esto se resuelve? En las dos últimas elecciones presidenciales el porcentaje que no define el voto ha sido estable y correspondiente con el blanco / viciado que reporta la ONPE:

 

* Fuente: IPSOS, Opinión Data fechas correspondientes. Suma de respuestas que no definen voto

** Resultados ONPE de votos blancos / viciados de la elección en cuestión

 

Es decir que la aproximación al “no voto” suele mantenerse estable desde el inicio del proceso y se refleja directamente el día de la verdad. Desde enero vamos viendo que hay una ligera reducción, pero sigue siendo alto. Es de esperarse que tengamos un récord de voto nulo esta elección.

 

 

* Fuente: IEP, Estudios de Opinión Pública de enero a marzo

 

 

 

En este escenario, ¿qué pitufo tiene una mejor expectativa de asumir el Palacio de la aldea? Casi que cualquiera, así de feo suena. Son muy pocos los que han tenido un movimiento importante desde enero. En el siguiente cuadro se muestran las diferencias en la intención de voto entre enero y marzo  para el IEP:

 

 

Como vemos, las movidas son mínimas salvo en el caso de López Aliaga y Lescano (al alza) y Guzmán y sobre todo Forsyth (a la baja). En un escenario tan cerrado, ampliar el espectro de comparación le da mejor sentido a la visión. De Soto no ha subido tanto desde enero como se piensa y Mendoza y Fujimori están bastante quietas.

 

Al apreciar aperturas por segmentos hay más cosas interesantes:

 

 

Si lo vemos por NSE, en el AB el que más crece en el período señalado es De Soto y le sigue López Aliaga. Pero de allí viene ¡Mendoza! Entre enero y marzo sube cuatro puntos. ¿Producto del debate último? El que sale muy mal parado es Forsyth. Por su parte, en los NSE más bajos, la subida de Lescano y López Aliaga y el descenso de Forsyth es claro.

 

Entre los jóvenes es muy claro el crecimiento de De Soto (de las grandes sorpresas de esta elección) y el desplome de Guzmán que tenía en ellos y en Lima sus más grandes bastiones. Entre los mayores es notorio el crecimiento de Lescano y de López Aliaga, pero también de Mendoza.

 

Por sexo llama la atención la subida favorable de De Soto entre mujeres es muy interesante y digna de análisis, mientras que las candidatas mujeres no logran incrementar significativamente su intención de voto entre sus congéneres.

 

Por geografías llama la atención el incremento de Mendoza y Fujimori en Lima. Y su descenso en el Perú rural (Lescano incrementa fuerte acá).

 

En un escenario de pitufos, el mago malvado que tratará de comérselos muy posiblemente será el debate de estos tres días. Una elección tan cerrada necesita un golpe fuerte que defina. El Gárgamel de esta aldea se oculta en estos tres días. Veremos a quién se come y quién lo vence.

 

Entonces, haciendo un rápido recuento de lo que la encuesta que el IEP nos ha presentado, podemos decir:

 

  • Los pitufos no crecen, se mantienen y se reparten los mismos votos.
  • El voto por nadie es más estable de lo que se cree
  • No hay nada claro para el 11 de abril.
  • El debate va a ser necesario e importante para la definición de algunas posiciones.

 

Si desea recibir noticias de SUDACA haga clic aquí para registrarse a nuestro Newsletter.

Mas artículos del autor:

"Parece julio"
"Wetiko y el cuerpo de Abimael"
"Nadie sabe para quien trabaja"