Marinana Calvo Perez

Tu voto puede negarle derechos a alguien que quieres

“No soy homofóbico, tengo amigos de la comunidad LGTBQ+.” Pues tu voto afecta la vida de tus amigos.

En el Perú, Papá Estado es quien decide quién se puede casar: tu sí, tu no

Hoy se celebra el Día del Orgullo LGTBQ+, día en el cual reconocemos que las personas homosexuales existen, y merecen los mismos derechos que todo ciudadano dentro de una sociedad.

Quienes somos liberales, debemos recordar que no solo luchamos por las libertades económicas, sino también por las libertades sociales, y que uno de los pilares del liberalismo es, y ha sido siempre, el de la igualdad ante la ley.

El Perú será de los últimos países de la región en aprobar el matrimonio igualitario o algún tipo de unión civil entre personas del mismo sexo, y, por ende, somos un país que discrimina a parte de su población sistemáticamente, negándole un derecho como el matrimonio, y, sobre todo, discriminándola ante la ley. Papá Estado es quien decide quién se puede casar: tu sí, tu no.

Para quienes creemos en el derecho de todos los peruanos a vivir en igualdad ante la ley, debemos tener en cuenta que nuestro voto afecta la vida de las personas de la comunidad LGTBQ+. Cuantas veces he escuchado a personas cercanas decir: “No soy homofóbico, tengo amigos de la comunidad LGTBQ+.” Bueno, pues tu voto afecta la vida de tus amigos. Los partidos más conservadores, tanto de derecha como de izquierda, les niegan hoy el derecho al matrimonio, a formar una unión civil, a heredar si un miembro de la pareja fallece, a comprar una casa en conjunto, entre otras cosas. Tanto es así que muchos deciden emigrar.

En el contexto de la demanda que interpuso la Congresista Susel Paredes ante el Tribunal Constitucional para poder inscribir en la Reniec su matrimonio, celebrado en otro país, el candidato conservador Rafael López Aliaga twitteó: “En Renovación Popular estamos comprometidos con la defensa de la familia y el matrimonio. En ese sentido, exigimos que se haga respetar el único matrimonio, conformado por un hombre y una mujer”, confirmando que un voto por él y su partido, son un voto en contra del matrimonio igualitario. Por supuesto, este no es el único caso. Tanto Vladimir Cerrón como otros Congresistas de Perú Libre han manifestado múltiples veces sus posiciones homófobas y ultraconservadoras.

Aunque menos determinantes, las elecciones municipales también importan. Las municipalidades se encargan de cuidar a las personas, ofrecerles seguridad a través de servicio de Serenazgo, promover la no discriminación y los espacios públicos seguros para todos. No son pocas las veces que hemos sido testigos de videos donde personas de la comunidad LGTBQ+ son discriminadas por vecinos, o por las mismas fuerzas del orden en espacios públicos. De quienes se sienten en los sillones municipales, dependerá si tendremos en nuestras ciudades políticas contra la violencia y discriminación.

Muchas veces he escuchado el argumento: “con todos los problemas que tenemos los peruanos, este tema no es una prioridad”. Pero los liberales debemos recordar que la igualdad antes la ley siempre es una prioridad, pues es de nuestros principales valores y principios. Y es verdad que nuestras opciones son limitadas: existen pocos partidos liberales o progresistas en el Perú. Pero algo hay. Informémonos, y recordemos que nuestro voto impacta, muchas veces a quienes queremos.

 

Tags:

Día del Orgullo LGTBQ+, LGTBQ+

Mas artículos del autor:

"La vacuna contra el COVID y la menstruación"
"El gobierno versus el empleo formal"
"Humo en el agua… y fuego en Montreux"
x